Aceptar

Lunes - Viernes de 08:00 a 18:00 / +34 935 861 145 / atencioncliente@cevagraf.coop

Mi Cuenta /

Imprimir Catálogos

¿Quieres imprimir catálogos? Estás en el lugar ideal, potencia tu marca y tus productos.

Somos especialistas en la imprimir catálogos.

Impacta con un catálogo impreso memorable

Somos especialistas en la impresión de catálogos

Integra el catálogo impreso en tu mix de marketing

Somos especialistas en la imprimir catálogos

Es hora de imprimir catálogos y aumentar tus ventas

profesionales en imprenta de catálogosprofesionales en imprenta de catálogosprofesionales en imprenta de catálogosprofesionales en imprenta de catálogos

Imprimir catálogos

Somos especialistas en la impresión de catálogos Aquí encontrarás algunos consejos de nuestros profesionales en imprenta de catálogos para que tu trabajo quede impreso de una forma excelente.


Imprimir catálogos forma parte de nuestra historia


El imprimir catálogos implica una encuadernación más compleja porque requiere de más páginas en su interior, con lo que en éstos se utiliza la encuadernación rústica de catálogos en sus diversas formas (cosida, fresada o PUR).

Esta encuadernación implica que nuestro catálogo impreso llevará un lomo, y la encuadernación en PUR es la más extendida y que ofrece un acabado altamente resistente y profesional.


¿Qué son los catálogos impresos?


Un catálogo impreso es una publicación en la que se promocionan los productos y servicios de una compañía. Esta pieza gráfica es una herramienta a través de la cual una empresa informa a los clientes reales y potenciales sobre las características y precios de los productos ofrecidos, con el fin de promover su venta.

Los catálogos son tan importantes y efectivos ahora como siempre lo han sido. Dicho esto, el valor total del catálogo no se encuentra únicamente en sus páginas. Su valor real es cómo se integra en el marketing mix de una marca. Los catálogos solían ser, y para algunos grupos de consumidores siguen siendo, los principales impulsores de las compras, estacionales o de otro tipo. El conocido catálogo de Ikea suele parecer un índice impreso de la tienda completa, de cada artículo en cada estante, ofreciendo una alternativa conveniente a vagar por los pasillos durante la temporada navideña.

La importancia del catálogo impreso

Además del valor de creación de valor de marca de los catálogos, también ofrecen otros beneficios tangibles que no deben pasarse por alto ni subestimarse. A medida que el público se vuelve más adverso en el espacio digital, los catálogos siguen siendo una forma bien recibida de publicidad y compromiso en el hogar. Según una investigación realizada por el Servicio Postal de los Estados Unidos, el 84% de las personas encuestadas disfrutan al recibir catálogos de marcas de las que han hecho compras. Sin embargo, más convincente es el 57% que está dispuesto a recibir catálogos de marcas de las que nunca ha oído hablar! Estas percepciones contrastan con el sentimiento abrumadoramente negativo de los consumidores en torno a la invasión y el exceso de publicidad digital. Sin regulaciones restrictivas como la ley GRPD para el marketing por correo electrónico, por ejemplo, las marcas que aprovechan los catálogos tienen más libertad y flexibilidad para interactuar con los consumidores a través de sus buzones físicos.

Los consumidores no sólo están dispuestos a recibir catálogos, sino que también informan de un profundo nivel de compromiso con el formato. En promedio, los que reciben catálogos pasan 15,5 minutos revisándolos. Y además, guardan esos catálogos durante 20,3 días. En esta era digital, la efectividad del vídeo de Facebook se basa en una vista de tres segundos, mientras que sólo el 9% de los anuncios de banners se ven durante más de un segundo. Al mismo tiempo, el 54% de los consumidores encuestados dicen que desconfían de los banners publicitarios que se les ofrecen. Cuando se compara con las formas populares de publicidad digital, el poder de permanencia de los catálogos no puede ser exagerado.

Imprimir catálogos para Marketing

Un catálogo físico es una fuente accesible que proporciona información básica de primera mano, atrae a los clientes a la tienda o al sitio web, ofrece atractivos cupones de descuento y llega a sectores del público en áreas con acceso restringido a Internet, o donde los estudios han indicado que la marca se consume menos.

También abre una ventana al futuro gracias a técnicas interactivas como la realidad aumentada o los códigos QR, que ahora están en declive. Un ejemplo es el catálogo de la cadena Juguettos, que anima a votar por un juguete favorito y a visitar la tienda online. Se espera que esta interacción conduzca a una compra, pero no obliga a una compra directa, y tiende puentes en la experiencia de la compra multicanal, que es clave para el presente y el futuro.

Tipos de Catálogos

  • Fotografías de los productos: el catálogo dedica la mayor parte de su espacio a las fotografías de los productos que ofrece la compañía.
  • Fichas técnicas de los productos: debajo de cada foto de los productos expuestos en su catálogo podrá figurar una breve ficha técnica de cada producto.
  • Plano o esquema: para productos muy complejos se puede utilizar un plano o esquema explicativo que le acercará al lector una idea más acabada de lo que el producto es y acerca de lo que puede hacer.
  • Fotografías de accesorios: productos que llevan accesorios pueden ser fotografiados en conjunto o por separado.
  • Precio: la gran mayoría de los catálogos contienen el precio de los productos que en él se ofertan.
  • Código de producto: muchos catálogos de productos que ofrecen la compra telefónica colocan un código de identificación a cada producto para evitar confusiones en el pedido.

¿Tu empresa necesita imprimir catálogos?

Oportunidades evidentes

En una época en la que el marketing de contenidos digitales está de moda, los píxeles proporcionan una visión cada vez más profunda de la interacción con el consumidor y las bandejas de entrada se llenan de un exceso de correspondencia por correo electrónico, los catálogos, junto con estos otros métodos, pueden ser una forma eficaz y bienvenida de crear afinidad de marca.

A medida que las tácticas de marketing evolucionan, los profesionales del marketing se ven tentados a abandonar los métodos más tradicionales de creación de compromiso en favor de la nueva táctica de hiperobjetivo más brillante. Si una marca tiene una historia que contar (y todos lo hacen), los catálogos ofrecen la oportunidad de hacerlo.


Encuadernación de catálogos con anillas o wire-o


En cuanto a imprimir catálogos, la encuadernación en Wire-o / Espiral ofrece una gran ventaja: podemos dejar el catálogo abierto por cualquier página encima de nuestro escritorio y aquél se mantiene abierto.

Es decir, podemos consultar nuestro catálogo encuadernado en Wire-o / Espiral, dejarlo sobre la mesa por la página en la que nos hallemos, y realizar otra acción de forma paralela, con la comodidad de que aquél se mantiene abierto. Podemos decir que los cuadernos y catálogos encuadernados en wire-o y espiral son auténticos catálogos “manos libres”…

La principal baza de este tipo de encuadernación es, por tanto, su practicidad…


Algunos consejos para imprimir catálogos


Imprimir catálogos implica una encuadernación más compleja porque requiere de más páginas en su interior, con lo que en éstos se utiliza la encuadernación rústica en sus diversas formas (cosida, fresada o PUR).

El formato de los catálogos

Los formatos standard más utilizados más económicos son los tamaños A4 y A5 que consiguen aprovechar al máximo la hoja de papel como ejemplos, los catálogos de muebles suelen ser en Din-A4 horizontales y los catálogos de producto como una ferretería suelen ser en formato vertical.

Como podrás ver en el configurador de la web podrás personalizar el tamaño a la hora de imprimir catálogos, si vas a calcular el precio de impresión en nuestra web, simplemente elige el tamaño inmediatamente superior y al hacer el pedido nos haces un comentario con el tamaño final de corte.

Ahorro de papel

Si quieres ahorrar en el papel, elige un estucado estándar. El 90% de los catálogos del mercado se imprimen sobre papel estucado. Es lógico, teniendo en cuenta que en la mayoría de catálogos es importante la reproducción fiel de los colores de los productos. El papel estucado resalta el color de tus imágenes en cambio el papel offset, los apaga (esto es debido a que en el caso de los estucados la tinta no penetra en el interior del papel, se seca en la superficie).

Imprimir catálogos, la portada

Te ofrecemos la posibilidad de ennoblecer las portadas al la hora de imprimir catálogos personalizados con una serie de acabados: el primero de ellos es el plastificado, que puede ser brillo o mate, ambos a una o a dos caras. El segundo, el barniz UVI selectivo, que puede ser brillo a una o a dos caras; el barniz UVI selectivo (coloquialmente denominado “con reserva”), aplicado a ciertas áreas que te interesa resaltar, otorga un brillo muy especial. La combinación más usual es plastificar las portadas en mate y aplicar el barniz UVI selectivo brillo. Con ello, las portadas de tus catálogos adquieren una calidad excelente.

Imprimir catálogos en wire-o

En el sector de las Artes Gráficas, a este tipo de encuadernación se le designa coloquialmente como “encuadernación con alambre” o “encuadernación con anillas”. De hecho, en inglés la palabra wire significa alambre. El wire-o (también conocido como “doble cero”) consiste en dos lazos de sujeción de hilo de metal o alambre. La espiral consiste en un anillado simple. Ambos procedimientos de encuadernación, wire-o y espiral, son igualmente prácticos y eficaces. La sola diferencia se halla a nivel estético, ya que el wire-o resulta más bonito que la espiral… aunque, como sabemos, sobre gustos no hay disputas.


Aspectos técnicos para imprimir catálogos


A la hora de imprimir catálogos, hay algunas consideraciones técnicas a tener presentes en el momento de realizar el diseño.

  • En primer lugar, la encuadernación en wire-o o espiral exige practicar unos agujeros, por los cuales se insertará el alambre. Puesto que tales agujeros “perforan” el papel, a la hora de diseñar hay que prever que, si colocamos textos o imágenes en el área sobre la que se harán los agujeros, aquéllos se perforarán. Es fundamental tener muy claro el sentido de la encuadernación, es decir, si ésta se hará por el lado vertical o por el lado horizontal. Sabido esto, hay que reservar un margen de seguridad de unos 10 mm. desde el límite del papel (por el lado de la encuadernación) en el que no hay que maquetar información útil, para que ésta no se perfore por los agujeros. No hay problema en que en dicho “margen de seguridad” haya imágenes o motivos de fondo, pero sí puede resultar más problemático que haya textos, cuya legibilidad resultaría perjudicada…

  • Si tu catálogo se encuaderna por el lado corto (p.e., un recetario formato 14,8 x 21 cm., encuadernado en el sentido de los 14,8 cm.), al hacer el diseño hay que tener en cuenta que, al pasar página, el margen de seguridad de 10 mm. para los agujeros varía de ubicación: en el anverso (cara) queda en la parte superior de la página (cabecera), mientras que en el reverso (dorso) queda en la parte inferior de la página (pie).

  • Las áreas de sangrado. Éstas deben ser de 3 mm., y todos los elementos que vayan “a sangre” (es decir, que lleguen hasta el límite de la página) han de sobresalir de ésta 3 mm., ocupando el área de sangrado. Asimismo, es conveniente no colocar muy cerca del límite de la página elementos tales como los números de página, cabeceras, etc. Recomendamos que se deje un margen de seguridad de unos 5 mm. alrededor de toda la página (por 3 de los lados de la misma), en el que no se coloque información útil. Dicho margen de seguridad ha de ser de 10 mm. por el lado en el que va la encuadernación, como hemos mencionado en el párrafo anterior.

  • Si el grosor del catálogo es considerable, por el elevado número de páginas, es aconsejable que tanto la portada como la contraportada midan entre 1 y 2 mm. más de ancho que las páginas interiores. Por ejemplo, si el formato de las páginas interiores es 210 x 297 mm., entonces el formato de portada y de contraportada ha de ser 212 x 297 mm.


Tipos de catálogos en Cevagraf


Después de todo esto ya sabes lo importante que es imprimir catálogos. En Cevagraf Imprenta ofrecemos varios tipos de catálogos, aquí los tienes:

¿Qué te aporta imprimir catálogos?


Diferenciación.
imprimir catálogos: diferenciación

Hace unos años la novedad era disponer de web, catálogo online, etc. Actualmente, esto no te diferencia. En cambio, disponer de un catálogo impreso de calidad, sí. El mero hecho de presentar tus productos mediante un catálogo impreso ya los posiciona a priori como “tope de gama” dentro de tu nicho de mercado.

Presencia.
imprimir catálogos: presencia

Imprimir catálogos formará parte del entorno de trabajo de tu cliente. Puede ser transportado con facilidad, ser consultado por varias personas simultáneamente, puedes hacer anotaciones sobre él, es sencillo de utilizar… además, el catálogo impreso es la mejor herramienta de ventas del equipo comercial.

Impacto.
imprimir catálogos: impacto

Un catálogo impreso es un objeto físico; al hojearlo, lo visto quedará en la memoria de tu potencial cliente de forma mucho más intensa que si se tratara de cualquier catálogo online ya que algunos detalles como los acabados y la encuadernación confieren al catálogo impreso una dimensión de impacto en el comprador.

Quizás te interese...